¿James Webb de verdad descubrió luces artificiales en Próxima B?

A principios del verano surgió esta noticia en blogs y canales de youtube. «El telescopio espacial James Webb había detectado luces artificiales en el planeta Próxima B», que orbita la estrella Próxima Centauri, la más cercana a nosotros.

 

Atendiendo a que los primeros rumores que aparecieron sobre ese supuesto descubrimiento son del  pasado 29 de diciembre, cuando el telescopio ni siquiera había desplegado sus espejos, podemos sospechar que todo esto es falso.

 

El origen de esta historia proviene de una noticia que apareció en 2021 en el que se afirmaba que el telescopio podría detectar luz led.

 

Un estudio, realizado por un equipo que incluye al controvertido astrónomo de Harvard Avi Loeb, sugiere que el telescopio óptico puede configurarse para detectar evidencia de luz LED en el planeta Proxima b, que orbita Proxima Centauri a 4,2 años luz de la Tierra. 

Proxima b fue descubierto en 2016 y se cree que es un planeta terrestre rocoso un poco más grande que la Tierra, que algunos científicos predicen que podría contener agua líquida. 

 

El planeta Próxima B, al estar tan cerca de su estrella, podría estar en acoplamiento de marea con ésta. Algo parecido a lo que pasa con nuestra Luna. Siempre vemos la misma cara. Si esto es así, el hemisferio que siempre confronta con la estrella recibiría constantemente las fuertes radiaciones de partículas que provienen de las llamaradas solares. Las estrellas enanas rojas son mucho más inestables que nuestro sol y tienen muchas más erupciones. Por ello, pese a estar en la zona de habitabilidad de Próxima Centauri, en la que la energía que recibe permitiría mantener agua en estado líquido, solo se podría vivir en el segmento esférico que comprendería la zona de penumbra del planeta. O bien, si la posible civilización hubiese alcanzado el nivel tecnológico necesario, vivir en la zona en sombra, a cubierto de las radiaciones de la estrella, pero iluminándose con luz artificial para vivir y mantener los organismos vivos necesarios.

 

Pero no hay más que eso. Una posibilidad sugerida por un astrónomo, que seguramente ni está en la lista de las tareas a realizar por el observatorio en los próximos 10 años.

 

A partir de ahí, muchos blogs y canales de youtube se han dedicado a hacer clickbait poniendo títulos llamativos como en este caso que adjunto, pero que una vez que escuchas el vídeo, no te cuenta nada nuevo a lo que os acabo de decir yo.

 

James Webb Telescope Detected Artificial Lights On Proxima B
Ver este vídeo en YouTube.



\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.